Anuncios

Si usted enjaula a su corazón, no entrarán los leones, pero tampoco entrará el amor, ni los besos, ni las caricias a media noche, ni las miradas cómplices. Si usted enjaula a su corazón se estará enjaulando a usted mismo.

Yaneli Morales

Anuncios

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto:
Ir a la barra de herramientas