Anuncios

Cuando no puedas ver las estrellas porque el cielo esté nublado o porque las lágrimas no te lo permiten, entonces vete al espejo, sonríe. Aún con lágrimas en los ojos podrás divisarte y descubrirás un brillo en ti, que eleva, que es sublime. Porque una sonrisa es tu pasaporte a quererte, a encontrarte donde nadie busca, que es en tu interior. El espejo te ayudará a llenarte de ese tenue color perlado, que no es del más allá, es de tus adentros. Tu fuerza la encontrarás dormida pero el espejo sabrá despertarla. Estarás mirando a quien es la única persona que no te debe defraudar. Nunca ha sido más preciso que te encuentres. Es ahora. Vivir sin haberse encontrado es perder la posibilidad de vivir sin lo más preciado para ti.

Yaneli Morales

yanelimorales.com

Anuncios

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto:
Ir a la barra de herramientas