REFLEXIONAR

AS DE GANADOR

Te enseñan desde pequeño que hay que ir por la vida con dos cestas, una para ganar y otra para perder.

 

Tú vas con tus cestas con espíritu pero consciente de que hay una cesta donde se recogen las derrotas. Poco a poco se van acumulando, al final hasta te acostumbras, sigues cosechando, así una y otra vez.

 

Llega el día en que la cesta está tan pesada que entonces decides compartir el peso. En vez de tirar la cesta, divides la frustración acumulada en la cesta donde algún día te dijeron que ibas a recoger las ganancias de ser un gran triunfador.

 

Ya las cestas pesan por igual, la carga se hace enorme. Sigues a cuesta con aquellas malditas cestas, pero te enseñaron que hay que cargar con ellas.

 

De adulta he aprendido a no cargar con tanto peso y lo único que llevo conmigo es un as bajo la manga, ese sólo lo saco cuando sé que me servirá para ganar la partida. El resto, queda como lección. Lo cargo en lo aprendido, las cestas en el olvido.

 

Si dices que puedes podrás, y si lo deseas lo obtendrás. No hay mayor limitante que tus propios pensamientos. Echa las cestas a la basura y carga con el as de ganador.

 

¡El resto dalo por hecho!.

Yaneli Morales.

Anuncios
GRANDES PENSADORES

ERES LO QUE PIENSAS.

 

Tus creencias se convierten en tus pensamientos,

tus pensamientos se convierten en tus palabras,

tus palabras se convierten en tus acciones,

tus acciones se convierten en tus hábitos,

tus hábitos se convierten en tus valores,

tus valores se convierten en tu destino.

 

– Gandhi

POESÍA

DA VALOR A TU OSADÍA.

No se escoge a quien se quiere

ni que es lo que se prefiere

es cuestión de sentimientos

lo que cale en tus adentros.

 

No se escoge a quien se olvida

el tiempo cierra la herida

es como libros de cuentos

si te gusta habrá otro intento.

 

Mas si puedes escoger

cómo has de guiar tu vida

si haces de la flor color

o al color melancolía.

 

Si navegas en dolor

o zarpas en grandes mares

tu valor tú sólo sabes

da valor a tu osadía.

 

Yaneli Morales.

 

REFLEXIONAR

EL SECRETO DE ESCRIBIR EN LA ARENA.

A algunos les gusta escribir en piedra, yo prefiero escribir en la arena.

La experiencia me va contando que con el tiempo donde dije no lo haré, lo harás. El camino te enseña a moldear el ímpetu aunque te sobren las ganas, el camino te enseña a armarte de paciencia. Entonces sobre arena costará menos borrar, sobre arena costará menos cambiar.

A algunos les cuesta el desarraigo, el olvido, lo aprendido. Sobre huellas de sabios, nunca habrá nada perdido.

Entre menos digo, más quiero decir.

El secreto está en escribir en la arena.

 

Yaneli Morales.