La vida te va a exigir.

La vida te va a exigir que te despeines, que tengas sexo, o que hagas el amor, que dejes cabalgar tu imaginación y que des riendas sueltas a tus ganas siempre con un toque de locura. Te exigirá que no te exijas tanto y que no exijas nada a los demás, que bailes bajo la lluvia. Que sueñes con el amor, que lo acaricies mientras el acaricia tu figura. Que vivas sin temor a perderlo todo, no hay un todo que no se pueda recuperar sin nada, mientras haya vida. Te exigirá sonreír, porque en ojos nublados, no se distingue bien la claridad. Tú obligación es tan sólo vivirla.

Yaneli Morales

yanelimorales.com

Anuncios

QUE TE DIGAN MALA.

El lobo, el príncipe, el malvado.

Las damas muriendo de frío.

Que te digan mala.
Igual, nada es para siempre.
Atrévete a ser tú,
a dar el primer beso,
a ser la más puta,
vestida como primera dama.

Igual se te ha de criticar,
por ser sumisa
porque a tu pelo despeina la brisa,
por andar sin maquillajes,
con falda corta y bellos tatuajes.

El lobo que te goza
al final tu vida destroza.

El príncipe encantado,
ese que mueres y aún no ha llegado.

Sé tú la más cabrona,
la que ríe y a la misma vez llora.
Porque sí, porque te da tu puta gana,
no sabes, si amanecerás mañana.

Sé mujer, no tengas miedo,
si ellos pueden, también puedo.
Hazlo tu lema mientras vivas,
soy mujer, nací divina.

 

Yaneli Morales

HUBIERA SIDO UNA OSADÍA.

Y me dejaba morir
en el más oscuro silencio
sin que llegase la despedida.
Es cruel aferrarse
a lo que ya no se tiene.
Te llenas de recuerdos,
de historias de amor,
de aquella película
con la que no podías
dejar de llorar.
Entonces lloras
y te vuelves a vaciar
pero sabes que estás viva
porque duele.
Duele y desgarrra,
te seca, te lastima.
Por qué esperar la despedida?
te preguntas,
no hay que esperar por el adiós.
Decir adiós hubiera sido,
una osadía.

 

Yaneli Morales

Si no canta, muere.

No se han preguntado por qué un pájaro canta si se supone que la vida lo está castigando.
Expuesto a ser comido, a la intemperie. Castigado por los rayos del sol, por truenos y relámpagos, por la lluvia, las tempestades.
No se supone que bajo esas condiciones debería llorar. Es que la respuesta, es que si no canta, entonces sí muere. Todos vinimos a esta vida a cantar y a volar. Y si hay que migrar, se migra. Por eso no puedes permitir ni que apaguen tu voz, mucho menos que corten tus alas. Porque se puede volar en silencio. Pero sin alas, no puedes volar. Tú decides si tu opción es alzar el vuelo y dar alegría, o quedarte llorando a ver si un día, algo pasa y juega a tu favor.

 

Yaneli Morales

Nelson Mandela en nuestros corazones.

En su centenario no nos queda otra que mantenerlo vivo, en la memoria y con nuestras acciones. Ya sabemos que hablar bonito, es un arte, pero actuar bonito, es un hecho. Ese es el legado. A pesar de todas las viscisitudes, los tropiezos, lo amargo que le pudo tocar vivir, a pesar de todo, no se dio por vencido. Y hay un mundo que lo ama, y si hay detractores, tienen que agachar la cabeza ante tanto coraje e inteligencia. Y es que siempre, al final uno es el que decide, que colores de la vida, se quiere llevar. La libertad se lleva en el alma.

 

Yaneli Morales.