No aprietes el gatillo.

No aprietes el gatillo,

nadie vale ni siquiera,

tus suspiros,

y quien lo vale,

sólo te provocará,

gemidos.

No aprietes el gatillo,

alguien te espera,

y no te espera muerta.

Espera una mujer,

con vida,

una mujer,

a la que apetezca,

curarle las heridas.

No aprietes el gatillo,

porque entonces,

nunca sabrás,

como alguien,

puede morir de amor por ti.

 

Yaneli Morales.

Anuncios

4 thoughts on “No aprietes el gatillo.”

Deja un comentario